lunes, 5 de enero de 2015

Disfrutamos: Dos ojos marrones

Se me escaparon 2 meses, donde están!? devuelvanlos! 
o no, porque el Vicentito va a tener dos meses menos y va a dormir peor.
o si, porque capaz que los puedo volver a vivir un poco mas despacio y me doy cuenta que pasaron.

Lo cierto es que ya estamos a 5 de enero de 2015 y me olvidé de juntar pastito para los reyes magos. Si mi planta de albahaca viviera le podría dejar una mini caprese a cada camello, pero en el transcurso de estos dos vertiginosos meses, ella tmb sucumbió al caos, la mala alimentacion y el mal sueño, y se sostiene fragilmente en dos ramitas que apenas si alcanzan para un canapé.

Cualquier similitud con su dueña es.... POSTA. 

Ya tengo en mi haber casi 7 meses de no dormir mas de 3 horas de corrido. De que el llanto empiece en el mismisimo instante en que el sueño se apodera de mi o en el pongo el traste en el sillon con un tecito calentito en la mano.
+ trabajo
+ casa
= sueño, mucho sueño

La vida se resume en un par de ojos marrones enormes que miren desde donde me miren buscan entablar conversaciones en base de "ehhh", "nnnngueee" y "tatatatataaaaa", principalmente a las 3 de la mañana los dias de semana; Y en mi pelea interior por sacar fuerzas de donde no las hay para responder al llamado o quedarme dormida babeando.
Generalmente me gana la costumbre de chequear si el bebe esta respirando (me avisaron que ese miedo se supera a los 3 meses pero hice caso omiso) y me despierto a ver como esta y dormirlo de nuevo.

Y bueno... que le vamos a hacer? 
Los reyes magos tendran solo un par de zapatitos, y que los camellos le coman el pastito al vecino.

ah! y feliz 2015!!